Que pienso de: Snow fairy

Hola chicas! La entrada de hoy tratará del archifamoso y aclamado gel de edición limitada de Lush, Snow Fairy. Si, os hablo de ese gel rosa, con diminutas partículas de purpurina que los señores de Lush sacan cada Navidad y que únicamente podemos encontrarlo en esas fechas porque luego, desaparece como el roscón de Reyes.
Todo el mundo lo adora, es el más buscado y en cuando sale a la venta, alrededor de la última semana de Noviembre, primera semana de Diciembre, cunde el furor y desaparece en muy poco tiempo.
Yo tuve la oportunidad de probarlo estás Navidades, porque mi hermano y mi cuñada me regalaron una caja de Lush que contenía un bote de 100 g de Snow Fairy junto con un jabón sólido y una barrita de masaje. La cajita en cuestión olía de maravilla, desde antes de abrirla. Incluso el papel y el lazo con el que estaba envuelta olían a chuches, ciertamente las cajitas de regalo de Lush son una auténtica monería.
Obviamente no tardé nada en probarlo todo y bueno, desgraciadamente no fue lo que yo esperaba. Siento decir que para ser tan famoso, a me defraudó bastante.
Vamos a ver, yo esperaba ese olor increíblemente apetitoso del que todo el mundo habla. De hecho mucha gente lo asemeja a cómo olería un bolsa repleta de chuches, de esas que se llaman besitos, pues a eso dicen que huele. Y yo, yo no huelo a eso ni de broma!!!
Si es cierto, que en el envase huele muy bien y el gel cumple perfectamente su función, porque hace mucha espuma (cosa que necesito, adoro ser una burbuja andante) no me reseca para nada la piel (lo cual si me ha pasado con los jabones sólidos de Lush) y tiene un color precioso (adoro el color rosa) peeeeeeero, o mi piel es muy rarita, que todo puede ser, o a mi me huele a plasticazo que tumba. También os digo que cada piel reacciona a los perfumes de distinta forma y puede que la mía tenga un pH que oxida el perfume y por eso me huele raro.

Lo sé, lo sé, puede que esté loca, ¿cómo oso difamar de tal forma el gel más vendido de la firma? Pero es que ¿qué queréis que os diga? A mi no me gusta el olor que me deja en la piel una vez la froto con él y salgo de la ducha. El punto positivo es que las purpurinas no se notan nada, así que no vas brillando como una bolita de discoteca.

20140529-164253-60173047.jpg

La verdad, no os podéis hacer una idea de la pena que me dio que no me gustara, porque se que me lo regalaron con todo su cariño y sobre todo porque todas sabemos que Lush no es precisamente barato y además, he probado muchos productos de la firma y raro es el que no me gusta.

Así qué nada chicas, esta mi humilde opinión sobre el famosísimo gel Snow Fairy, lo cual no quiere decir que a vosotras no os guste o que sea mal producto, en absoluto. Es más si cualquiera me pide que le aconsejé sobre cualquier producto, siempre mi primera respuesta será, busca en Lush.
Un besito y nos vemos en la próxima entrada.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s